OSA

Orden de San Agustín

"Anima una et cor unum in Deum!" (Regula)

Menu
Pensamiento de San Agustín
No te hagas llamar ¨maestro¨. Uno sólo es tu maestro, Cristo. Por eso, deja que él te hable interiormente, en aquella parte de tu corazón donde nadie puede entrar.
(Coment.1Juan 13,3)
Ahora cuando recibís la comunión, recibís el misterio de vuestra comunión en el amor. Siendo muchos, sois un solo cuerpo... Por eso, sois lo que veis y recibís lo que sois.
(Serm. 272)
Cura y abre mis ojos para que pueda reconocer tu deseo. Combate mi locura y así podré conocerte.
(Soliloquios 1,1)
Enlaces

Beato Anselmo Polanco, obispo y mártir

Febrero 7

Nació en Buenavista de Valdavia (Palencia, España) el 16 de abril de 1881. Entró en el con- vento agustino de Valladolid y allí emitió sus primeros votos en 1897. Pasó después a La Vid (Burgos) donde completó los estudios. Ordenado sacerdote el año 1904, en 1922 fue nombrado Prior de Valladolid, y en 1932 Provincial de la Provincia Agustiniana del Santísimo Nombre de Jesús de Filipinas. En todo momento se distinguió por su amor a la concordia, su delicadeza de espíritu y su atención a la observancia religiosa.

Siendo todavía Provincial, en 1935 fue nombrado obispo de Teruel. Cuando llegó a oídos de su madre que había sido nombrado obispo le dio un sabio consejo: “Tú que siempre fuiste buen hijo, sé ahora buen padre”.

Un año más tarde estallaría la guerra civil española que iba a convertir la pequeña ciudad de Teruel en uno de los puntos de lucha más cruenta. El pastor permaneció siempre al lado de sus ovejas prodigando consuelo y fortaleza. “He venido a dar la vida por mis ovejas”, había dicho al hacer la entrada en la diócesis que el Papa le había confiado.

El 8 de enero de 1938, el obispo Polanco, vestido con el hábito de agustino y acompañado por un grupo de sacerdotes diocesanos, se entregó al ejército ocupante. Prisionero, soportó fuertes presiones para que retirara su firma de la carta del episcopado que denunciaba ante la opinión mundial la persecución que sufría la Iglesia en España.Junto con suVicario General,Felipe Ripoll, sufrió el encarcelamiento durante trece meses.Pocos días antes de concluir la guerra,el 7 de febrero de 1939, fue asesinado en Pont de Molins (Gerona) cerca de la frontera francesa. El lema de su escudo episcopal se hizo realidad:“Me sacrificaré y me consumiré por vuestras almas”.

Fue beatificado por Juan Pablo II el 1 de octubre de 1995.

© Copyright 2011-2018 - Orden de San Agustín - Contactos - Última modificación: 01. 05. 2018 - Site is powered by CMS Made Simple

Disclaimer: The links on this site have been carefully reviewed and selected. The Augustinian Order has no control over these listed sites, any changes or additions made to their content, or links to other sites that they may contain. For that reason, we cannot completely guarantee the reliability, appropriateness or theological orthodoxy of the total contents of these sites. Additionally, inclusion on this site does not imply endorsement of any product or service that may be offered for sale or advertised on these sites.